domingo, 9 de noviembre de 2014

La agricultura no está reñida con la tecnología

Mi columna en DEIA, La agricultura no está reñida con la tecnología

La agricultura no está reñida con la tecnologíaLA última EPA (Encuesta de Población Activa) reflejaba que el paro disminuía en todos los sectores menos el agrícola, donde aumentaba en 24.200 personas más. Supongo que de una forma u otra se puede sobrevivir sin un smartphone o sin un coche, pero dudo mucho que seamos capaces de aguantar mucho tiempo sin comer un tomate o unas alubias de Gernika. La agricultura se define como el arte de cultivar la tierra pero creo que los avances tecnológicos han cambiado esta definición para acercarlo más a una ingeniería en la que tienen que convivir la sostenibilidad económica, la medioambiental y la social. Este reto sólo es posible incorporando las últimas tecnologías.

DESCONOZCO QUE DESCONOZCO
La agricultura no está reñida con la tecnología
POR JUAN DE LA HERRÁN - Lunes, 27 de Octubre de 2014 - Actualizado a las 06:03h
LA última EPA (Encuesta de Población Activa) reflejaba que el paro disminuía en todos los sectores menos el agrícola, donde aumentaba en 24.200 personas más. Supongo que de una forma u otra se puede sobrevivir sin un smartphone o sin un coche, pero dudo mucho que seamos capaces de aguantar mucho tiempo sin comer un tomate o unas alubias de Gernika. La agricultura se define como el arte de cultivar la tierra pero creo que los avances tecnológicos han cambiado esta definición para acercarlo más a una ingeniería en la que tienen que convivir la sostenibilidad económica, la medioambiental y la social. Este reto sólo es posible incorporando las últimas tecnologías.
El pasado verano tuve la suerte de que John Deere me invitara a ver algunos de estos avances que se han incorporado al sector agrícola. Al igual que en la Fórmula 1 la telemetría se ha incorporado en la maquinaría permitiendo realizar la siembra a la carta. Se recogen todos los datos sobre la calidad del terreno en todos los puntos, y al sembrar o fertilizar la maquinaría se adapta a las características del terreno. Además el sistema aprende cada año, pudiendo mejorar la cosecha, ahorrar en combustible y utilizar la cantidad justa de abono o semillas. Otro sistema que me sorprendió fue el de la vendimia mecanizada que incorpora sensores meteorológicos y ambientales que, junto con la información del enólogo sobre la calidad de la uva, el tipo de suelo, la salud de la uva y todas las variables que queramos tener en cuenta, es capaz de permitir a las máquinas recoger sólo la uva apropiada y separarla en distintas tolvas.
Creo que el uso de la tecnología no está reñido con la producción agroecológica que tiene que incorporar las técnicas agrícolas y ganaderas mas avanzadas y mejorar la biodiversidad y estabilidad del medio en condiciones de calidad, salubridad y rentabilidad. En los países desarrollados está cada vez más extendido el uso de soluciones tecnológicas para lograr una agricultura sostenible que lleve a la máxima eficiencia en el uso de recursos naturales (agua, suelo, energía, fertilizantes) y que, además, ofrezca un ahorro de costes. Se trata, en suma, de duplicar el rendimiento sin multiplicar el uso de recursos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada