sábado, 25 de abril de 2015

Monopoly Google

Mi columna en DEIA, Monopoly Google

Monopoly GoogleLA primera gran batalla contra un monopolio fue resuelto en el año 1982, cuando se obligó a la empresa AT&T, la operadora de telefonía que llevaba más de 80 años como única compañía con la que llamar por teléfono en USA, a disolverse en una serie de empresas locales independientes. El segundo gran juicio fue contra IBM. Se tardó tanto tiempo en resolverlo que al final quedo sobreseído porque con el tiempo la competencia creció e IBM dejó de ser una amenaza. La tercera y que todos hemos vivido a sido la de Microsoft y en la actualidad está la de Google. Si nos fijamos ahora en todas estas demandas de competencia podemos ver que en realidad se han ido resolviendo una a una de forma natural. Tratar de resolverlas mediante sanciones no tienen ningún sentido. El propio mercado pone a las compañías en su sitio.

DESCONOZCO QUE DESCONOZCO
Monopoly Google
POR JUAN DE LA HERRÁN - Lunes, 20 de Abril de 2015 - Actualizado a las 08:05h
LA primera gran batalla contra un monopolio fue resuelto en el año 1982, cuando se obligó a la empresa AT&T, la operadora de telefonía que llevaba más de 80 años como única compañía con la que llamar por teléfono en USA, a disolverse en una serie de empresas locales independientes. El segundo gran juicio fue contra IBM. Se tardó tanto tiempo en resolverlo que al final quedo sobreseído porque con el tiempo la competencia creció e IBM dejó de ser una amenaza. La tercera y que todos hemos vivido a sido la de Microsoft y en la actualidad está la de Google. Si nos fijamos ahora en todas estas demandas de competencia podemos ver que en realidad se han ido resolviendo una a una de forma natural. Tratar de resolverlas mediante sanciones no tienen ningún sentido. El propio mercado pone a las compañías en su sitio.
En ocasiones pienso que el Gran Hermano cree que soy tonto, que si no es gracias a él, no soy capaz de diferenciar o distinguir y que tengo que ir de su mano para que no me pase nada. Nos lanzamos a usar el buscador de Google porque su algoritmo era una revolución. Hasta ese momento, no solo en Internet sino en todo el panorama de la publicidad, el que más pagaba estaba mejor posicionado. La mejor franja horaria de la televisión, la cuña de radio, el anuncio de papel, todo dependía del dinero. Google cambio esto, se hizo social, haciendo que aquel que realmente era más popular en la red, ocupara las primeras posiciones (SEO). Luego se metió en el carro de la publicidad pagada (SEM), pero creo que la mayoría de las personas que usamos este buscador sabemos distinguir qué parte es publicidad y qué parte es búsqueda orgánica. Gracias Unión Europea por preocuparte de mí, pero no me hace falta.
Voy a realizar una previsión. La próxima compañía que se verá envuelta en una demanda será Facebook y hará que nos olvidemos de Google. Un ejemplo de este claro avance lo vemos en los vídeos. Todo el mundo se fija en Youtube para hacer los rankings de los vídeos más vistos en la red, pero realmente los vídeos más vistos el año pasado estaban en Facebook. ¿Por qué? Porque no nos gusta el exceso de publicidad que encontramos en Youtube. El propio mercado es el que regula y que los gobiernos se dediquen a que se cumpla la ley.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada