lunes, 24 de agosto de 2015

Teletrabajando en vacaciones

Mi columna en DEIA, Teletrabajando en vacaciones

Teletrabajando en vacacionesLA evolución de la tecnología es uno de los aspectos más importantes a la hora de plantearse la posibilidad de poder trabajar en remoto. Ordenadores portátiles con más prestaciones y conexiones a Internet cada día más rápidas y accesibles (4G) son la base para empezar a trabajar. Yo utilizo una herramienta como Google Hangout, con la que además de establecer una videoconferencia en grupo, podemos trabajar de forma colaborativa sobre un documento varias personas a la vez, puedo mostrar mi pantalla de ordenador y mostrar un programa que esté ejecutando en ese momento. A pesar de lo potente que es, daba la impresión que Google lo había dejado un poco abandonado, pero nada de eso. Estas semanas ha sacado la versión para web, lo que permite que el acceso a esta aplicación sea cada vez más sencillo no solo desde un ordenador sino desde cualquier dispositivo móvil que cuente con un navegador de Internet.

DESCONOZCO QUE DESCONOZCO
Teletrabajando en vacaciones
POR JUAN DE LA HERRÁN - Lunes, 24 de Agosto de 2015 - Actualizado a las 06:05h  
LA evolución de la tecnología es uno de los aspectos más importantes a la hora de plantearse la posibilidad de poder trabajar en remoto. Ordenadores portátiles con más prestaciones y conexiones a Internet cada día más rápidas y accesibles (4G) son la base para empezar a trabajar. Yo utilizo una herramienta como Google Hangout, con la que además de establecer una videoconferencia en grupo, podemos trabajar de forma colaborativa sobre un documento varias personas a la vez, puedo mostrar mi pantalla de ordenador y mostrar un programa que esté ejecutando en ese momento. A pesar de lo potente que es, daba la impresión que Google lo había dejado un poco abandonado, pero nada de eso. Estas semanas ha sacado la versión para web, lo que permite que el acceso a esta aplicación sea cada vez más sencillo no solo desde un ordenador sino desde cualquier dispositivo móvil que cuente con un navegador de Internet.
Lo que buscamos es que haya un estilo de vida flexible. Tecnología y flexibilidad son elementos fundamentales para la fuerza de trabajo actual
Pero la verdadera barrera para que el teletrabajo sea un éxito en una empresa es que se entienda por ambas partes el concepto de productividad. Por un lado, los empresarios que sigan creyendo que ser productivo significa estar en la oficina y seguir unos horarios estrictos tienen los días contados. Ser productivo significa marcar unos plazos realistas para el desarrollo de un proyecto y que éstos se cumplan. Por otro lado, la flexibilidad necesaria para trabajar en cualquier lugar y en cualquier momento hace creer a muchos trabajadores que difumina los límites entre el trabajo y la vida personal. Es una cuestión de modificar los hábitos de trabajo y pensar en la agenda de otra forma. Las 8 horas de trabajo, 8 horas de ocio y 8 horas de descanso no se tienen que hacer de forma seguida. Podemos trabajar, tener ocio, volver a trabajar, volver al ocio...
Evidentemente, puede haber un mal uso que haga que las personas echen muchas más horas, pero lo que buscamos es que haya un estilo de vida flexible. Tecnología y flexibilidad son elementos fundamentales para la fuerza de trabajo actual. Un estudio del BBVA sobre el teletrabajo dice que la productividad aumenta entre un 5 y un 25% con respecto a los que trabajan 40 horas en la oficina. A mi me ha faltado una buena conexión a Internet para compaginar vacaciones y trabajo. Otro año será.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada