lunes, 2 de julio de 2012

Google Street View

Mi columna en DEIA, Google Street View

Google Street ViewCuando en ETB les propuse utilizar por primera vez Google Street View para mi sección en Ni Más Ni Menos me dio la impresión que pensaban que era algo demasiado básico y que no sorprendería a nadie. Si analizas ahora los programas hasta hoy verás que es un recurso que utilizamos en muchos programas, porque nos permite de una forma muy visual tener el detalle de monumentos, ciudades e iconos del mundo. A pesar de parecer que es un servicio de Internet conocido y utilizado por todo el mundo, os sorprendería saber cuanta gente no sabe siquiera de su existencia. Como éste hay muchos programas y creo que tenemos que hacer hincapié en hacer llegar a todo el mundo estas aplicaciones tan sencillas, entretenidas y útiles.
Ni que decir que desde que lance mi primer mensaje en Internet sobre el coche de Google por Bilbao y alrededores todo el mundo se ha puesto a buscarlo y a tratar de salir en la foto. Si de verdad he conseguido salir como lo hizo, eso si de forma accidental, mi tío Joan prometo publicar aquí en mi blog la foto. Parece que estos artículos están teniendo mucha repercusión, incluso más de la que esperaba, desde aquí daros las gracias a todos los que nos seguís.

DESCONOZCO QUE DESCONOZCO
Google Street View
POR JUAN DE LA HERRÁN - Lunes, 2 de Julio de 2012 - Actualizado a las 05:40h


EL miércoles pasado me crucé en un camino estrecho de la Campa de Erandio con el coche de Google Street View. Venía frente a mí y los dos coches no podíamos circular a la vez, así que me aparté a un lado y me paré para dejarle pasar. Hasta ese momento no había deparado en su enorme trípode sobre el techo en el que estaba colocada la cámara de 360 grados con la que se están fotografiando todas las calles y carreteras de todos los lugares del planeta. ¿Cómo iba a dejar pasar la oportunidad de ser inmortalizado en una de sus múltiples imágenes? Puede sonar "friki" o infantil pero allí que me bajé del coche y posé para pasar a la posteridad. Ya solo me falta esperar a que se actualice la información en Internet, pero suele tardar meses. Un ejercicio muy divertido consiste en tratar de encontrarse en alguna calle o carretera de nuestra ciudad. Aunque los rostros y matrículas se encuentran difuminados por motivos de privacidad no me fue difícil encontrar a mi querido tío Joan en uno de sus paseos por las carreteras del Pirineo Catalán. 
Pero, ¿no sabes de qué estoy hablando?, ¿que no has utilizado todavía el muñeco de color naranja que aparece en los mapas de Google? Pues no sabes lo que te estás perdiendo. Google maps es un servicio gratuito que nos muestra las fotografías tomadas desde el satélite con las que puedes ver y curiosear muchas partes del mundo. Pero no hay que irse tan lejos, porque seguro que se puede ver tu propia casa, aunque de momento solo por fuera. Si lo que quieres es ver tu ciudad con vistas a pie de calle, con fotografías en 360º, donde podrás verificar en qué sitio concreto se encuentra un restaurante, un portal o una tienda, sólo tendrás que arrastrar el hombrecito naranja que aparece en el menú del mapa y te vas a encontrar caminando por la ciudad. Tratar de explicar algo tan visual como esto me resulta casi imposible, te animo a que lo pruebes si es que no lo conocías. 
Cuando apareció este servicio por primera vez lo que más me llamó la atención era que no costaba nada. Habíamos estado pagando por los precisos mapas del servicio cartográfico y ahora llegaba una empresa americana y nos dejaba las fotos de satélite a nuestra libre disposición. En ese momento no me di cuenta de algo que ahora he empezado a entender y que repito cada vez que tengo oportunidad, la información gratuita genera nuevos negocios. Un ejemplo muy sencillo es el de la realidad aumentada. Imagina que estás buscando piso y pasas por una calle en la que salvo si ves carteles en los portales o balcones no sabes cuáles son todos los pisos en venta o alquiler. Ahora imagina que cuando estas viendo esa misma calle con Google Street View, con sólo pasar el ratón por las ventanas de las casas, te aparece la información de los pisos en venta, con el número de habitaciones, los metros cuadrados o el precio del alquiler. Ver esta información es gratis, pero poner tu anuncio allí sí que cuesta dinero. 
Se acabaron las mentiras. Vamos a la agencia de viajes y en el catálogo de hoteles de París vemos uno a un precio razonable que dice "Con vistas a la Torre Eiffel". Hace años el disgusto llegaba cuando desde la habitación del hotel eras capaz de ver entre miles de tejados la antena más alta de la torre. Ahora solo tienes que hacer tu visita virtual para saber que ese hotel que dice primera línea de playa se encuentra a 679 metros con 25 centímetros de distancia del mar. Curiosamente todavía hay miles de hoteles que no se han enterado de que con este servicio la mayoría de sus clientes han verificado antes si es verdad que tiene una "espectacular" piscina o si se encuentra junto a la torre inclinada de Pisa. Haz tu tour por internet antes de contratar el viaje. 
Los gobiernos disponen de miles de datos e información que deberían dejar utilizar de forma libre a los ciudadanos que al fin y al cabo somos los que estamos pagando el sistema que almacena esa información.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada